El Campeonato Infantil ha sido el más rezagado esta temporada, y es que nuestros compañeros designados para el mismo han tenido que esperar hasta la última semana de junio para poder cogerse las vacaciones tras una larga temporada.

Así que nada mejor que terminar los últimos partidos con las anécdotas que han traído en la maleta.

Foto de grupo de todos los árbitros designados para el campeonato

Asun Langa, que arbitró una semifinal del infantil femenino: «Sin duda la mejor de todas nos pasó el primer día, cuando llegamos a Vigo. Después de deshacer las maletas, conocer a los compañeros y relajarnos, decidimos irnos a dar una vuelta al puerto antes de cenar. Nos sentamos en una terraza a la orilla del puerto, con la brisa marina y una agradable compañía. Todo empezaba de maravilla, entre presentaciones y anécdotas de otros campeonatos, cuando de repente escuchamos un ruido y dos segundos mas tarde parecía que alguien o algo nos había tirado tierra o barro a algunos de nosotros. Entonces Vimos que un pájaro se había «aliviado» encima de nosotros. Todos tan guapos con nuestros polos de la FEB y al momento llenos de … Corriendo fuimos al baño a lavarnos y le preguntamos al camarero «¿esto es de gaviota, no?» y contestó «si fuese de gaviota no podrías abrir los ojos». Lo mejor de todo es que dicen que da suerte y la verdad que nos la dio.

Asun y Campos matando el tiempo en el aeropuerto

Después de esta, el tercer día de campeonato pitaba con mi compañero madrileño Andrés Barez. Durante la comida habíamos decidido la ropa que nos íbamos a poner en el partido pero quisimos esperar a ver la rueda de calentamiento para elegir la camiseta. Un equipo iba de blanco y otro de rosa, por lo que decidimos ponernos la camiseta negra. Tras saludar a todos los auxiliares y meternos en el campo para comenzar el partido, una vez colocados,uno de los equipos se quito la camiseta de calentamiento y salieron al campo con camiseta negra. Por lo que de repente, desaparecimos, salimos corriendo al vestuario y nos cambiamos la camiseta al estilo Superman y salimos de nuevo al campo con ovación de por medio.»

Campos con Abraham Hormigo, compañero de la federación catalana que cumplió años durante el campeonato

Carlos Merino Campos, que arbitró tercer y cuarto puesto del infantil masculino: «Nos lo hemos pasado genial arbitrando y viendo arbitrar, sobre todo con los memes  de las fotos que nos íbamos haciendo. Durante el campeonato tuvimos dos cumpleaños, el de Abraham Hormigo (árbitro de grupo 2 catalán) y el de Tony Pagán (técnico y árbitro de grupo 1). Tuve la suerte de arbitrar con Abraham el día de su cumple y como compartimos un gran amistad le pude dar la sorpresa de los regalos en el vestuario. Las dos celebraciones fueron muy divertidas, cenando cachopos y churrascos hasta casi explotar y de postre unas tartas buenísimas. Pero lo mejor sin duda han sido los compañeros con los que he coincidido. Hemos compartido 7 días en los se hace piña y se convierten en tu pequeña familia que es lo mejor que te puede pasar.»

Campos en un partido

Compañeros celebrando un cumpleaños

Campos y Mario